MIR, días 181-187

 - Asignatura/s estudiada/s: Hematología, un poquito de Inmunología, Digestivo y Cirugía General
Intentos de suicidio: un par
- Capitulo de serie al día (u ocio diario): lo de la serie no lo he mantenido, con estos días en que todo el mundo está de fiesta y hay tanto por hacer es difícil... Pero sí, he tenido mis momentos de ocio.
- Lectura al día: casi cada día, ¡un gran avance!
- Actualizar el blog: 1 entrada rápida
- Aprovechar los domingos: en este caso, mi día de fiesta fue el sábado, aprovechando el día de Navidad, y aunque no fue nada relajante... lo disfruté mucho.

Como ya os dije, voy a intentar actualizar semanalmente de aquí al examen (¿os habéis fijado? hoy ya queda sólo 1 mes...) y aunque no ha sido una semana demasiado productiva os resumo brevemente mi cautiverio estudiantil.

La verdad es que entre mi desmotivación, el agotamiento, y la de cosas que tenía por hacer, esta semana he decidido sacrificar algunas horas de estudio para no volverme loca. Así, he combinado el estudio con las compras de casa, los últimos regalitos que me faltaban y algún parón para descansar: nada espectacular, pero para lo que venía haciendo, demasiadas horas sin estudiar. Y sí, me sentía (me siento) algo cumpable, pero a estas alturas pienso que ya no me viene de aquí, y como no baje un poco el ritmo voy a rebentar en el último momento.

Así que Hematología la llevé bastante bien (y me hacía mucha falta, porque es de las que peor llevo) y hasta me pareció sencillita de repasar; eso sí, sacrifiqué mi simulacro del jueves para seguir una tarde más con ella. Con Inmunología... bueno, esta asignatura ya me la tuve que dejar en segunda vuelta y era imposible hacerlo todo ahora en un sólo día, así que cerré el Manual, me leí sólo los apuntes de clase para no decir que no he mirado nada, y me la salté. No debería haberlo hecho, lo sé, pero de verdad que lo necesitaba.

En cuanto a mi día libre, coincidiendo con Navidad (las primeras que paso fuera de casa), a req y a mí se nos ocurrió que viniera toda la familia a comer, así que os podéis imaginar que no descansé mucho: cocinar, limpiar, madrugar para hacerlo todo, fregar montones de platos... pero la verdad es que mereció la pena pasar un día todos juntos y olvidarme (un poco) del MIR. ¡Y eso que odio las Navidades! Pero a estas alturas, cualquier cosa es mejor que mi rutina diaria...

El domingo, que en realidad no me tocaba descansar, estaba rendida por lo poco que había dormido el día anterior, pero aún así me levanté a las 8 para ponerme con Digestivo. Me miré un par de temas (los más importantes) y al mediodía mi hermana se pasó a comer... así que le dediqué la tarde y me quedé con ella viendo películas. Eso sí, como no era día libre, estudié un poco más por la noche y hice el simulacro pediente.

... ¡y ahí estuvo mi error! Después de unos días semi-relajados, que me habían subido el ánimo, con vuestros comentarios, etc. el simulacro me fue peor que mal: nada menos que un ¡percentil 23! Ni os imagináis cómo me sentí; lo único que pude hacer fue echarme a llorar, prohibirle a req hablar del tema hasta el día siguiente y meterme en la cama.

Estamos a miércoles y todavía me dura el bajón, aunque mi actitud ha cambiado. Después de pensar en dejarlo todo y no hacer ya nada más, de dejarlo todo de verdad y presentarme el año que viene, de no dormir y estudiar mil horas... he decidido seguir como hasta ahora, pero a una intensidad menor. ¿Que no puedo acabar una asignatura? Me da lo mismo; ¿que tengo otras cosas a hacer y tengo que saltarme horas? me da igual. Total, ¿cuánto puedo mejorar en 1 mes? Me da a mí que nada o poquísimo, así que no me voy a agobiar. Lo hecho, hecho está.

Quizás no sea la actitud adecuada, quizás penséis que me doy por vencida, pero cuando todo está en tu contra es muy difícil pasarse 10h delante de los apuntes, así que si un día son sólo 6-8h... bienvenidas sean.

13 firmas:

Leyre 29 de diciembre de 2010, 12:57  

Hola compañera! Yo también soy MIR recién licenciada. :-)
Acabo de descubrir tu blog.
¡¡Ánimo!! No me parece que sea darse por vencido en absoluto.
Pienso que la clave de este último mes es mantener un poco el ritmo (quizá de manera no tan intensa)para no olvidar las cosas claves, pero de forma que lleguemos al día D y la hora H relativamente en frescos y descansados.
No sé si te pasará lo mismo, pero mis resultados de los simulacros dependen mucho de lo cansada que termino la semana.
¡Ánimo! ¡Lo peor ya ha pasado!

Ter0n 29 de diciembre de 2010, 13:44  

El último mes es básicamente de repaso. De nada sirve aprender cosas nuevas, salvo novedades en examen (jejejeje). Tómatelo con calma e intenta ir lo más relajada/confiada posible al examen. Existe mucha variación de puntuación por estado de ánimo, aunque no lo parezca :)

Bss!

Mafalda 29 de diciembre de 2010, 14:23  

Que si mujer! Este mes, tu relajada pero sin dormirse en los laureles. Lo mejor que puedes hacer ahora es semidescansar la mente manteniéndola activa para llegar al examen fresca como una lechuga. Lo que sabes, ya lo sabes, y lo que no, pues no. Nada de estudiar cosas nuevas que te pones nerviosa.
Mucho ánimo!!!!

Maitasun 29 de diciembre de 2010, 15:32  

Vamos, guapetona... que ya sabes que no te queda nada y que va a ir todo muy bien!

Besotes

Drew 29 de diciembre de 2010, 15:56  

No creo que te estés dando por vencida. De hecho, hace un par de post comentaste que tus resultados en los simulacros habían empeorado y puedea mi me da que es por cansancio. No vale la pena llegar agotada y estresada al exámen porque al final te va a afectar. Tu descansa y ten por seguro que has trabajado como una campeona, admiro muchísimo tu fuerza de voluntad y tu tesón. Ánimo y verás lo bien que te va a salir!

Anna 29 de diciembre de 2010, 16:44  

Hola LEYRE bienvenida :)
Claro que sí, si estoy muy cansada los simulacros me van peor... pero aún así, bajar tanto no me parece muy normal. De todos modos, estoy contigo: me relajaré un poco, bajaré el ritmo y a ver qué sale.
Mucha suerte a ti también ;) Espero leerte por aquí.

Ay TERON, pero es que es demasiada variación. ¿De verdad te parece normal? Y no digas que sí para animarme, prefiero la verdad :$
De todos modos, estoy de acuerdo con lo del repaso, no creo que ya pueda aprender nada más... sólo me queda memorizar algunas listas y poco más.

Gracias MAFALDA, veo que pensamos igual... y eso me hace sentir más confiada!

Pues no sé qué decirte MAITASUN, creo que de aquí a 1 mes habrá una entrada muuuuy mala hablando de lo mal que me ha ido el examen :$

Jolín, eso espero DREW, de verdad que sí. Descansar para mí es difícil, pero lo intentaré y espero no llegar agotada como dices.

Muchísimas gracias A TODOS, sois geniales :)

Besazos!!!!!!!

Susana 29 de diciembre de 2010, 18:36  

Desde luego, ahora ya poco más puedes hacer, así que sigue los consejos de la gente que sabe de qué va la cosa y relaja un poco el ritmo. Ojo, no lo dejes, porque es mucho lo que has invertido, pero afloja un poco el ritmo de estudio.

Un abrazo muy fuerte.

dors 29 de diciembre de 2010, 19:13  

Hola! llevo un tiempo leyendo tu blog y ahora me decidí a escribir para mandarte ánimos!
Creo que bajar un poco el ritmo es lo mejor que puedes hacer a estas alturas, yo estoy igual, en los últimos simulacros he bajado bastante de percentil y creo que ha sido más que nada por lo cansada que estoy...y aburrida, aburridisima de estudiar tantas horas.
Talvez es mejor no mirar mucho los números y simplemente seguir, que ya queda poco tiempo de tortura =P

Saludos del otro lado del mundo!

Anna 30 de diciembre de 2010, 10:48  

Gracias SUSANA, seguiré también tu consejo ;)

Sabias palabras DORS :) Me alegra leerte por aquí: bienvenida! Espero que tú también tengas mucha suerte en el examen.

Besos a las dos!!

Sophie 31 de diciembre de 2010, 0:02  

Claro que es normal tanta variación y pegar un bajonazo en el percentil por el cansancio, porque el simulacro se hizo tras una panzada de estudiar y no se estaba tan concentrada y tranquila, porque en la academia pegan una vuelta brutal de tuerca...te puedo hablar de una personilla que pasó de un percentil 87 a uno percentil 26 en apenas una semana por los motivos que te comento. Así que para arriba ese ánimo y bajones fuera!!!

J. 31 de diciembre de 2010, 9:07  

No sé a los demás, pero a mí también me ha bajado el percentil... y yo creo que en estos momentos, los simulacros deben dervir para no perder el ritmo de responder y para revisar las respuestas que no acertamos (Y sobretodo el por qué: qué no entendimos de la pregunta, cómo la razonaste, etc) pero los resultados en "Percentiles..." eso no fijarse...
Aprovecha el simulacro como lo que es, una herramienta y nada más!
Te admiro mucho, llevas el blog impecablemente, sigues tu esquema y además hasta eres simpática y cariñosa!
Ya lo tenemos ahí, cerquita...nada de desmoronarse ahora!
Ya verás que nos va a salir bien!!!!
Un abrazo graaaaaaaande desde una islita en el atlántico!
:-)

Emilienko 31 de diciembre de 2010, 14:58  

Tranquilidad.

Yo pinché en el último simulacro y no pasa nada por sólo es eso: un simulacro.

El examen me salió bien y creo que a ti también te ocurrirá: eres inteligente y no vas a caer en la única trampa que tiene el MIR que es no concentrarse.

Irás, estarás tranquila y harás el examen como cualquier otro simulacro más. Tan sólo con eso, tendrás más puntos que en cualquier simulacro.

Recuerda: tranqulidad y concentración. Combátelas.

Anna 31 de diciembre de 2010, 16:53  

Bueno, como sé que al final te fue bien me animas un poco SOPHIE. Desde luego, el próximo examen lo pienso hacer muuuucho más descansada, y a ver qué pasa.

Vaya J. qué mensaje más bonito :) Muchas gracias por todo y, sobre todo, te deseo mucha suerte y ánimo a ti también. Sí, no me fijaré tanto en los percentiles y me lo tomaré menos en serio ;)

La verdad, EMILIENKO, es que una de mis armas siempre ha sido la concentración, pero últimamente me está fallando. Aún así, te haré caso, lo combatiré, descansaré y todo saldrá bien (espero) ;)

Besazos a los tres!!

Antecedentes personales

Mi foto

R4 de Medicina Interna y mamá

Contacto